El sabor de los andes en una hierba aromática

Una planta alta, cuyo tallo puede llegar a medir hasta 50 centímetros, con hojas delgadas, es una de las estrellas de la gastronomía boliviana. Esta hierba de crecimiento salvaje e intensa fragancia es nativa de Los Andes; también es conocida como wacataya o huacatay, que viene del vocablo quechua “wakatay” y quiere decir “flor maravilla”.

Su uso medicinal fue reconocido desde tiempos remotos en la cultura incaica, donde se la utilizaba para combatir catarros y bronquitis, algo que todavía se sigue haciendo. También ayuda al proceso digestivo, en las comidas o como infusión.

Tiene un aroma y un sabor potente, con similitudes a albahaca, menta, estragón y limón que ha conquistado a otros países latinoamericanos y ha invadido cocinas europeas. Es utilizada para preparar salsas y condimentar carnes. En Bolivia, es un ingrediente esencial para la “llajua” e imprescindible para el Queso humacha.

Su aroma emblemático y penetrante se está haciendo presente en los últimos años en cocteles y ensaladas, en hojas secas o frescas o cremas con ají.

Articulo realizado en colaboración con MIGA Bolivia

Compartilo en

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Salir de la versión móvil