6 infusiones para ayudar a la digestión

Tiempo de lectura: 2 minutos

En la época de las fiestas, los banquetes están por todo lado. La familia y los amigos se reúnen para disfrutar de carnes, pastas, pasteles y galletas. Se disfruta mucho, sin embargo, la digestión puede ser un poco complicada. Acá te aconsejamos algunas infusiones calientes para aliviar el estómago pesado. ¡A disfrutar!

1 Boldo

Es un remedio digestivo muy útil para tratar empachos y digestiones pesadas. Es un estimulante natural de la producción de bilis y ayuda a proteger el hígado, un órgano que se resiente mucho con los excesos de comida y bebida. Puedes tomarlo en infusión simple o con anís.

2 Cola de caballo

Su infusión es uno de los diuréticos naturales más eficaces, ya que puede aumentar hasta en un 30% la producción de orina. Eso hace que sea muy depurativa y evita que las toxinas se acumulen y hagan que nuestra piel aparezca apagada, grisácea, deshidratada o con granitos. También aligera la sensación física y evita la hinchazón.

Gracias al consejo saludable presentado por #SuperalDigest de Droguería INTI S.A.

3 Menta

La menta es muy útil contra las digestiones complicadas por su efecto analgésico y su poder estimulante de los jugos biliares. Se puede usar sus hojas secas o frescas y, con agua caliente, se realiza una infusión que se puede tomar hasta 3 veces por día, en especial para las personas que padecen de forma regular de digestión pesada. Alivia síntomas causados por acidez estomacal, estreñimiento, tragar aire cuando se ingiere, o el consumo de alimentos irritantes o alergénicos, de alcohol o bebidas azucaradas y gaseosas.

4 Manzanilla

Probablemente la manzanilla sea la infusión más famosa y a la que más se recurre al tener dolor de estómago. Lo cierto es que esta infusión ayuda a no acumular gases y alivia la pesadez abdominal. Aunque también tiene otros efectos positivos; es por ejemplo muy efectiva contra los nervios y ayuda a combatir el insomnio.

5 Jengibre

El jengibre estimula el páncreas, lo que da lugar a una mayor producción de enzimas digestivas. El resultado es que, si se toma después de una comilona, no se sentirá desadez y parecerá que la comida fue hace muchas horas. Una taza de esta infusión con un toque de miel, traerá comodidad y tranquilidad a la panza inquieta.

6 Hierba Luisa

Y por último, es muy bueno recurrir a la Hierba Luisa cuando hay dolor, ya que ayudará a evitar flatulencias, digestiones lentas y espasmos gastrointestinales. También ayuda a combatir el estrés y la ansiedad.

¿Qué métodos utilizas para ayudar a la digestión después de una comida grande?

Photo by Sabri Tuzcu on Unsplash

Compartilo en

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Salir de la versión móvil