Beneficios del camote para la salud que no conocías

El camote, también conocido como batata o patata en algunos casos, es una legumbre bastante versátil que, además, se caracteriza por su representativo valor nutricional, su color intenso y su sabor dulce. A grandes rasgos, el nombre de “camote” proviene del idioma náhuatl es originaria de la región sudamericana y también es una planta herbácea, perenne y trepadora, que crece muy bien en los climas tropicales y subtropicales con temperaturas suaves.

Este ingrediente ha recorrido el mundo con su distintivo sabor integrándose en diversos platillos, pero también en la dieta diría de muchas personas y es que se ha reconocido los últimos años que contiene interesantes propiedades beneficiosas para la salud entre sus componentes. Incluso, informe publicado en Journal of Medicinal Food afirma que se lo considera como una fuente valiosa que contiene sustancias de acción farmacológica que pueden aprovecharse exitosamente.

 ¿Quieres conocer sus propiedades? Continúa leyendo.

Fortalece nuestra salud intestinal 

Esto gracias a su contenido de fibra soluble e insoluble ayuda a mejorar el revestimiento intestinal fortaleciendo su salud. En este proceso, también mejora la actividad y movimientos intestinales más regulares evitando muchos problemas futuros provocados por el estreñimiento. Al parecer, consumir de 20 a 33 gramos por día de este alimento contribuye antioxidantes que promueven el crecimiento de bacterias intestinales saludables evitando el riesgo de contraer infecciones o trastornos como el síndrome de intestino irritable o diarrea infecciosa.

Cuida de la vista

El betacaroteno que encontramos en el camote supone excelentes beneficios para la visión ya que las antocianinas consiguen proteger las células oculares. Asimismo, ayudan a prevenir la pérdida de la vista y claro, a mejorar la salud ocular.

Contribuye a la función cerebral 

Las antocianinas de las que ya te contábamos, también reducen la inflamación y previenen el daño que los radicales libres le hacen al cerebro. Es más, se ha demostrado que una gran cantidad de esta sustancia mejora el aprendizaje y la memoria gracias a los antioxidantes. Estudios podrían incluso demostrar que su consumo está relacionado con un 13% menos riesgo del deterioro mental y la demencia.

Cuida la piel

Ingerir camote en nuestra dieta regular es una gran forma de obtener nutrientes que promueven la salud de la piel. Según una investigación publicada en Food Chemistry, esta legumbre contiene compuestos fenólicos, betacaroteno y otras sustancias antioxidantes que contribuyen a inhibir el estrés oxidativo que luego provoca el envejecimiento prematuro representado en la aparición de diferentes signos de la edad. 

Contribuye a una buena circulación

Los antioxidantes que este alimento posee, como verás, son fundamentales para ayudar a muchas funciones del cuerpo, pues también sirven para reducir los niveles de colesterol malo, cuya acumulación en las arterias puede dificultar la circulación y causar mucho daño a nuestra salud.

Además, un estudio publicado en Food and Nutrition Research, asegura que otra sustancia, los carotenoides, ayudan a reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares. Por lo que podríamos presumir que comer camote es un gran complemento para personas de riesgo, así como para aquellas con problemas de circulación, presión arterial alta o colesterol alto.

Es muy beneficioso durante el embarazo

El ácido fólico es un nutriente clave para el periodo de gestación y el camote contiene grandes cantidades. Esta sustancia es muy importante durante la primera etapa del crecimiento del bebé en la que desarrolla capacidades cerebrales y otras físicas, tanto así como para decir que su ausencia puede afectar al cerebro y la espina dorsal del feto. Por ello, el camote es una buena opción para complementar la dieta en el embarazo.

Es positivo para la salud de los riñones

Las antocianinas nuevamente cumplen un rol fundamental, pues tienen grandes beneficios para la salud de los riñones como: reducir los niveles de ácido úrico en la sangre, contribuir a la reducción de la re absorción del ácido úrico en los riñones desde la orina; así como controlar los niveles de azúcar en la sangre aumentando la sensibilidad a la insulina; y reducir la inflamación del hígado.

Como puedes observar, el camote esconde varios beneficios que lo convierten en un gran complemento para la dieta diaria. Eso sí, por su gran contenido en carbohidratos es recomendable consumirlo de manera moderada, pero regular. Aprovecha que está en su mejor época y disfruta tanto de su agradable sabor como de sus cualidades que te ayudarán mucho en el futuro. 

¿Ya conocías todos estos beneficios? 

Fuentes: Su Médico, Mejor con Salud, El Universal

Compartilo en

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp