Ají para la salud: los beneficios detrás del picor

Tiempo de lectura: 2 minutos

El ají es un ingrediente básico en la cocina boliviana y en otras partes del mundo. Ya sea en la deliciosa llajua, en salsas, dentro de la preparación de platillos o en su estado natural, resulta incluso indispensable para muchos. Su sabor picante, que puede variar en el grado dependiendo del tipo que se consuma, es un perfecto complemento que dejará encantado tu paladar. 

Aunque muchos lo duden, como todos los alimentos, se le atribuyen diferentes beneficios procedentes de su valor nutricional. Hoy te dejamos los más destacados:

Ayuda a mejorar la oxigenación 

El ají tiene propiedades vasodilatadoras que aumentan el flujo de sangre en nuestro cuerpo a microvasos sanguíneos, lo cual permite que tengamos una mejor oxigenación y por lo tanto, un menor riesgo de sufrir hipertensión arterial y ayuda.

Fortalece el corazón, las arterias y los nervios

El ají contiene silicilato y capsaicina, sustancias que alivian los dolores que provocan las enfermedades reumáticas, así mismo regula la circulación de la sangre, disminuye la presión arterial, fortalece el corazón y los nervios del cuerpo.

Sirve como expectorante

Sus sustancias promueven la transpiración y actúan como expectorantes, abriendo los conductos nasales y los pulmones a partir de gárgaras con té de ají.

Foto: La Cebra que Habla

Ayuda a combatir problemas digestivos

Sus propiedades ayudan a eliminar las bacterias acumuladas en el estómago, ayudándonos a combatir problemas estomacales mediante un consumo prudente.

Acelera el proceso de cicatrización

El ají en polvo limpia, destruye los gérmenes y acelera el proceso de curación de heridas.

Funciona como analgésico

Los aztecas utilizaban las vainas como calmante para el dolor de dientes debido a su función analgésica, hoy en día esta práctica continúa en encías inflamadas o lastimadas.

Foto: Andina

Provoca bienestar 

La comida picante generalmente ayuda a que se produzcan endorfinas y serotoninas que resultan en una sensación de bienestar general o de plenitud en el cuerpo, pues de esta manera consumimos con más lentitud la comida y eso el cerebro lo recibe muy bien.  

Es gran fuente de vitaminas

El ingrediente activo fundamental del ají es la capsaicina, la cual está compuesta por carbohidratos, agua, fibra, proteína, vitaminas A, B1, B2, B6, azufre, calcio, hierro, magnesio, potasio, sodio y yodo, elementos que, consumidos regularmente, potencian la salud de nuestro organismo. 

Como verás, entonces, el ají es un ingrediente especial, no solo por brindarnos el picor que tanto nos gusta, sino también por aportarnos diferentes beneficios que pueden cuidar nuestra salud a la larga, claro, si es que no es en exceso. 

Y tú, ¿ya sabías esto sobre el aji?

Fuentes: Delika

Compartilo en

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp