8 razones para añadir nueces a tu dieta

Tiempo de lectura: 3 minutos

La nuez es un alimento conocido y consumido desde tiempos prehistóricos, comenzando por deleitar los paladares persas en Irán y en el Cáucaso, que es su tierra natal. De hecho, con su expansión hacia otros territorios también ganó mucho reconocimiento. Por ejemplo, los romanos la consideraban “el alimento de los dioses”, debido a los nutrientes que lleva consigo.

Esta, además, tiene un sabor exquisito y una versatilidad impresionante en la cocina, pudiendo formar parte de recetas tanto saladas como dulces, lo que a su vez la convierte en un alimento sencillo para introducir en la dieta. Por ello, hoy te presentamos los beneficios que te traería su consumo: 

Son fuente de nutrientes y antioxidantes 

Es más, se dice que es el fruto seco con más antioxidantes y que, además de estos, lo acompañan un gran número de minerales como el potasio, zinc, magnesio y fósforo. Por si esto fuera poco, resalta por su contenido en vitaminas del grupo B, como la vitamina B1 o tiamina y la B6 o piridoxina. 

Son ricas en Omega 3

Tan solo en 25 gramos, este alimento puede llegar a aportarnos hasta el 90% de las necesidades diarias de ácidos grasos Omega 3, un ácido graso saludable que nuestro cuerpo no puede producir y más bien debe ser ingerido. Este elemento es importante para nuestra salud cardiovascular, pues nos ayuda a regular los niveles de colesterol y triglicéridos en sangre, así como a controlar la tensión arterial, etc. 

Ayudan a prevenir la osteoporosis

Esta enfermedad provoca que nuestros huesos resulten delgados, débiles y frágiles y se genera cuando se tiene alguna deficiencia de minerales como el cobre, calcio y magnesio. Como ya lo sabes, las nueces son muy ricas en estos elementos, así que resultan en un gran aliado para prevenir este tipo de afecciones.

Cuida nuestro cerebro 

Los compuestos neuroprotectores que se atribuyen al consumo de la nuez, gracias a sus propiedades nutricionales y contenido en antioxidantes, resultan ideales para apoyar la mejora de la función cognitiva y motriz del envejecimiento.

Mejoran el ánimo y combaten la ansiedad

Usualmente, los momentos de estrés, cansancio y desánimo a veces son producidos por una posible falta de nutrientes y tendemos a reemplazarla con dulces, pero las nueces, así como otros frutos secos, son igual de eficaces, ya que sus vitaminas, minerales y antioxidantes pueden ayudar a mejorar el ánimo. 

Constituyen una fuente de proteínas

Estos frutos secos son una buena fuente para cargarse de proteínas. De hecho, un buen puñado de los mismos proporciona 18 gramos, resultando en un combustible para los músculos y un alimento ideal para deportistas y corredores.

Son antiinflamatorias

Las nueces llevan consigo una interesante variedad de polifenoles, que son compuestos con actividad antiinflamatoria, la cual, así como el estrés oxidativo, se encuentran en la raíz de muchas enfermedades. 

Generan saciedad

La fibra y las grasas poliinsaturadas que nos aportan las nueces provocan una sensación de saciedad prolongada, siendo entonces un un alimento muy beneficioso para aquellas personas que buscan dejar de consumir alimentos procesados entre comidas para satisfacer el hambre. 

Como verás, se trata de un alimento altamente beneficioso para nuestra salud y la de nuestros seres queridos. Aprovecha todas sus cualidades, así como su increíble sabor. 

Y tú, ¿ya sabías esto sobre las nueces?

Fuentes: Runner’s World, Directo al Paladar, Mejor con Salud, Piwen

Compartilo en

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp