Romero: beneficios para la salud que nos aporta esta planta aromática

Tiempo de lectura: 3 minutos

El romero es un arbusto aromático procedente de las costas rocosas del Mediterráneo y del Cáucaso desde hace cientos de años, tiempo desde el cual es conocido y utilizado como condimento, pero también como un elemento con fines medicinales gracias a sus múltiples propiedades nutricionales y más.

Su sabor y aroma son bastante fuertes, pero eso no ha impedido que forme parte del ámbito gastronómico junto con otras plantas aromáticas como el tomillo o el laurel, pues se encarga de potenciar el gusto de los alimentos, ya sea en guisos tradicionales de carnes, pescado, verduras, salsas o incluso en la preparación de encurtidos. 

Toda esta concentración se encuentra en sus hojas y flores, pero además de cualidades culinarias guardan consigo diversos beneficios para la salud que te estaremos mostrando a continuación:

Alivia dolores musculares o articulares

El romero es reconocido por tener propiedades antiinflamatorias, lo que lo convierte en un poderoso calmante ante dolores articulares como la artrosis o incluso otras afecciones esporádicas. De hecho, en las farmacias podemos encontrar cremas o ungüentos de romero acompañados de otros compuestos. 

Es un antibiótico natural

Al ser rica en aceites esenciales y terpenoides como el carnosol, esta planta funciona como un antibiótico natural, pudiendo ser parte de un tratamiento complementario de enfermedades respiratorias, trastornos digestivos, intoxicaciones alimentarias y enfermedades venéreas como la gonorrea.

Favorece la salud del hígado

Esto se debe a que el romero puede ayudar a facilitar la expulsión de bilis retenida en la vesícula biliar, además es un buen desintoxicante para hígado, un excelente diurético, antiinflamatorio y un funcional protector hepático. 

Repara el sistema digestivo

Este efecto restaurador sobre el hígado y la vesícula también se puede dar gracias a la reparación de daños infringidos por trastornos digestivos, alimentos en mal estado e intoxicaciones que nos proporciona con su consumo constante. Asimismo, evita la aparición de gases y flatulencias.

Incentiva el crecimiento del pelo

Los beneficios que aporta al cabello son de los más destacados, pues tiene la cualidad de dilatar los vasos sanguíneos, permitiendo que los folículos pilosos se irriguen, lo cual a su vez favorece la circulación en el cuero cabelludo, permitiendo que el pelo crezca más rápido, luzca con brillo y sea fuerte. Las maneras más usadas son como aceite esencial o como infusión en las áreas afectadas. 

Cuida la memoria

Debido a sus propiedades circulatorias, esta planta se ha convertido en una ayuda válida en el tratamiento de síntomas seniles, pero también para apoyar el esfuerzo intelectual de aquellas personas que por su trabajo o labores están obligados a hacer arduos ejercicios de memorización de datos y conocimientos.

Le aporta vitalidad a la piel

La combinación entre antioxidante y antiinflamatorio lo convirtieron en un remedio eficaz para combatir los radicales libres, lo cual resulta en cualidades astringentes, dejando el rostro impecable, libre de impurezas y arrugas si se lo consume consecutivamente y a tiempo. 

Como verás, se trata de un elemento con muchas cualidades que deben ser aprovechadas al máximo. No te pierdas todo lo que tiene para ofrecernos y disfruta de una buena salud en combinación con una dieta equilibrada. 

Y tú, ¿sueles consumir romero?

Fuentes: Farmacia Angulo, Salud Mapfre, Cuerpo Mente, Mundo Deportivo

Compartilo en

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp