fbpx

6 consejos para tomar las mejores fotos de comida para Instagram

Si bien es para publicar una historia en Instagram, para publicar la foto o para mostrara después a los amigos, y con el aumento en la creación gastronómica en el país, cada vez es más común y necesario fotografiar el estupendo plato de comida que tenemos por delante.

Te damos unos consejos para mejorar la calidad de las fotos y sorprender a tus seguidores.

1 Busca luz natural

Con demasiada frecuencia, cuando fotografiamos comida con nuestros teléfonos, olvidamos uno de los factores más importantes para obtener una imagen excelente: ¡la luz! Apaga esas luces interiores duras y elevadas. Esto ayudará a evitar que tus tomas se vean planas o tengan matices de color poco atractivos. Prueba y encuentra la mejor fuente de luz natural en casa.

Si estás en un restaurante y te sientes cómodo, intenta encontrar un buen asiento junto a la ventana. Sentarse al lado de una ventana grande y luminosa ayudará a mantener la imagen bien iluminada, pero con demasiada frecuencia los restaurantes también tienen luces de techo amarillentas sobre cada mesa.

2 Tómate el tiempo para componer una toma

Es importante tomarse el tiempo para componer cada toma en lugar de simplemente disparar el bol de cereal de la mañana en el tazón sin acomodar nada. Usa ideas como la regla de los tercios o líneas principales para servir de inspiración.

3 Haz algo inusual

Aquí es donde puedes salir de mostrar tu café y huevos de todas las mañanas para el desayuno. Has algo creativo e inusual que no es esperado inicialmente. ¿Estás usando una salsa? Escribe un mensaje en mostaza o una carita sonriente con ketchup.

4 Enmarca bien el cuadro

Si bien Instagram ahora admite fotos verticales y horizontales, la plataforma sigue siendo muy cuadrada. Tómete un momento para enmarcar la imagen. Prueba la regla de los tercios. Comienza a pensar como un estilista de alimentos. Espera un minuto a que gotee el helado. Saca una cucharada de la lasaña y deja el tenedor lleno en el plato. Mueve la servilleta de tela cerca del plato. Experimenta con la colocación de utensilios y cubiertos

5 Usa los teléfonos de tus amigos también

Hay momentos en los que te verás obligado a intentar filmar tu cena en un comedor a la luz de las velas. Lo más probable es que fracases. La luz emitida por el flash en el teléfono no halagará la comida. Pero si cenas con amigos, puedes hacer que enciendan las luces de sus teléfonos y apuntarlos hacia el plato mientras tomas la foto sin encender el flash. Incluso pueden difundir o reflejar las luces de su teléfono con servilletas blancas livianas. Dicho eso, recuerda ser considerado. Nadie quiere cenar al lado de la mesa que enciende los reflectores en cada plato. Usa este truco con moderación.

6 Sigue disparando

Si realmente quieres convertirte en un mejor fotógrafo, necesitas practicar. Toma tres o cuatro o incluso una docena de fotos del mismo plato. Revísalos y elige el que más te guste para publicar en Instagram.

A medida que tome más fotos, se sentirá más cómodo con las funciones de la cámara de su teléfono y aprenderá los beneficios y las limitaciones de la cámara. También comprenderá qué alimentos son fotogénicos y cuáles no, cómo ajustar su enfoque o enfoque estilístico sobre la marcha y la hora del día en que su hogar recibe la mejor luz. Esos son los detalles que te ayudarán a hacer bellas imágenes.

Compartir en:

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on email
Share on whatsapp
Share on pocket