fbpx

Para consumir más tarwi, ¿una ley?

¿Crees que necesitamos de una ley para promover el consumo de tarwi?

El tarwi es considerado el grano del futuro por sus altas características nutritivas, que superan a la quinua y a la soya. Sin embargo, este alimento es poco conocido y producido en el país por la falta de políticas de incentivos. Es por ello que el Comité de Tierra y Territorio del Senado promueve la aprobación del anteproyecto de la ley del tarwi que impulsa las políticas públicas para su consumo, industrialización y exportación.

El anteproyecto de ley presenta 14 artículos y ha sido redactao por la abogada Roxana Arce. El documento declara de “prioridad nacional la producción, consumo, industrialización y comercialización del tarwi, dentro del país, como producto estratégico alimentario y medicinal”.

También, declara que el Estado debe promover “el desarrollo de innovaciones para mejorar los procesos industriales del tarwi, la identificación de principios activos contenidos en los alcaloides y otros compuestos presentes en el tarwi e innovar usos alternativos en medicina, farmacia y agropecuaria”. El uso de harina de tarwi en la panificación y el consumo de tarwi, a través de subsidios y programas alimenticios, también es propuesto en el documento. El resguardo de variedades de tarwi y la propiedad intelectual a favor de Bolivia es otro punto tratado como parte de las responsabilidades del INIAF.

Cochabamba lidera el consumo de tarwi

Cochabamba se caracteriza como la región que más tarwi consume, también conocido como chuchusmuti, de acuerdo al gerente general de Proimpa, Antonio Gandarillas.

Las regiones productores de esta leguminosa son: La Paz, Sucre, Cochabamba y Potosí. En todo el país hay 5 mil productores. Pero, pese a que Cochabamba no es el mayor productor, se caracteriza por ser el mayor consumidor.En 2015, los cochabambinos registraron un consumo anual de chuchusmuti de 650 toneladas, pero el último año subió a 1.220 toneladas.

“Esto se puede ver reflejado en las calles de Cochabamba. Uno sale y allí están las señoras con sus carretillas que ofrecen el chuchusmuti y la gente se acerca a comprar”, afirmó Gandarillas.


Fuentes: La Prensa e IPDRS

Compartir en:

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on email
Share on whatsapp
Share on pocket