La zanahoria, un ingrediente versátil con un cultivo masivo

La zanahoria es un ingrediente muy conocido y consumido en muchas partes del mundo. Con su sabor un poco dulce y su textura crocante, ha formado parte de muchos platillos de la gastronomía de diversos países, pero también es parte de su desarrollo al ser una planta cultivada en grandes cantidades durante casi todo el año. 

Este alimento es una planta originaria de Europa y Asia, que con los años ha recorrido muchos lugares, sobre todo las regiones templadas. Es una hortaliza muy apreciada que, durante el primer año de cultivo forma una roseta de hojas finamente divididas y almacenan nutrientes en su raíz, que se vuelve grande, carnosa y comestible, estas zanahorias de primer año son las que conocemos y consumimos.

La planta es reconocida como la más importante de las hortalizas de raíz, debido a su demanda y a la superficie sembrada que ocupa. Además de contar con un sabor que complementa a muchas comidas, tiene muchas propiedades, como ser rica en caroteno, precursor de vitamina A con cantidades de tiamina y riboflavina entre otras que te iremos contando más adelante.

Como te decíamos, la zanahoria prefiere los climas templados, aunque muchos han conseguido cultivar en climas más cálidos y, por si fuera poco, también es resistente a las heladas. En realidad, los expertos presumen que menciona que las mejores condiciones de producción de la zanahoria, se encuentran a temperaturas “entre los 13° y 18 °C, en suelos con una profundidad moderada, buen contenido de humedad y adecuadas condiciones de drenaje”. La humedad para lograr raíces con forma y calidad que desea el público.

Los beneficios para la salud de la zanahoria

En el mundo, la producción anual de zanahoria supera el millón de hectáreas, con más de 14 millones de toneladas al año, ¿te imaginas? Los principales productores son China, Estados Unidos, Rusia, Polonia y Japón, que juntos producen el 50% de la producción mundial.

Zanahoria en Bolivia

En nuestro país, se cultivan aproximadamente 3.600 hectáreas de zanahoria al año con una producción de 27.000 toneladas que en valor monetario representa más o menos 70 millones de bolivianos. Se cultiva en los ya mencionados climas templados, de la mano de pequeños productores que no cuentan con mucha tecnología, lo que incide tanto en su economía como en el rendimiento y calidad de la hortaliza, pero aun así salen a flote. 

El puesto de principal productor se lo lleva el departamento de Cochabamba que cuenta con una superficie cultivada de 2,410 hectáreas que generan una producción total de 24,585 toneladas de zanahoria. Específicamente, la comunidad de Sipe Sipe tiene como principal cultivo a este alimento durante el verano habiendo producido hasta hace algunos años un total de 19.571,8 kilogramos por hectárea.

Cultivo de zanahoria - Manejo agronomico y más - Agrotendencia.tv

Otras regiones se unen a la producción en masa como La Paz que cuenta con una superficie cultivada de 155 hectáreas con una producción de 1,431 toneladas. Impresionante, ¿no? El ciclo de cultivo en territorio boliviano es de 100 a 140 días en los valles, llanos tropicales, altiplano y gran chaco. En el verano se siembra en el mes de agosto – enero y se cosecha en marzo – abril, mientras que en invierno se siembra en junio – julio y se cosecha en agosto – octubre.

Los usos de esta giran en torno al consumo diario, pues es parte de muchos platillos típicos y de la dieta diaria de los bolivianos que también la han implementado en remedios naturales y hasta en bebidas, disfrutando tanto como de su dulce sabor como de sus grandes beneficios. 

¿Tú consumes zanahoria regularmente?

Fuentes: INE, Hoy Bolivia, Senamhi, “Producción de zanahoria bajo riego por cintas de aspersion, con tres niveles de humedad y dos niveles de fertilizacion (comunidad Mantecani, provincia Aroma)” por Juan Carlos Alanoca Espejo

Compartilo en

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp